San Luis Río Colorado, Sonora (Abril 01 de 2019).- “El trabajo con niños es como renacer, como persona, te llena de vida y si pudiera elegir de nuevo, aceptaría el reto de entregar mi vida a este bonito trabajo”, comentó Rosaura Ochoa Gálvez.

 Rosaura, una mujer que desde 1997 se ha entregado completamente a su trabajo en el Centro Asistencial de Desarrollo Infantil (CADI), tiene ya 22 años al servicio de varias generaciones de niños, quienes la recuerdan con mucho cariño y respeto.

 “Mi trabajo me ha dado muchas satisfacciones, pero también implica mucha responsabilidad y compromiso, es algo que hago con gusto y amor por los pequeñitos”, dio a conocer Rosaura.

 A través de los años, ella ha recorrido las diferentes aulas del CADI, aprendiendo de todos los niños y cada día dejando una enseñanza en la formación de los pequeños que han pasado por esta institución.

 Por ello, el DIF Municipal le reconoce y agradece la gran labor que ha realizado con cientos de niños que han estado en CADI y que ella ha ayudado a formar para ser ciudadanos y profesionistas de bien.

 La presidenta de la paramunicipal, Yolanda Orozco de González le reconoció y agradeció por tan noble labor que ha desarrollado través de los años y sigue realizando en este Centro.