A más de 24 horas del artero asesinato de nuestro compañero periodista Santiago Barroso Alfaro, las autoridades estatales no tienen respuesta a las demandas de justicia para la familia y el gremio.
Hasta el momento no tenemos conocimiento de personas detenidas o al menos identificadas, involucradas en el crimen premeditado que segó la vida de un padre, esposo, hermano, hijo y amigo, en hechos ocurridos la noche del pasado viernes 15, en su hogar.
Los periodistas de San Luis Río Colorado exigimos a las autoridades federales, estatales y municipales, una respuesta pronta por este hecho cobarde y reprobable a todas luces, un atentado a la libertad de expresión. 
Estamos levantado la voz, protestado, expresado nuestro sentir, y sobretodo exigiendo respuestas a la de ya, pues la muerte de Santiago nos duele a todos.
Ya basta, es tiempo de exigir respuestas, resultados y seguridad para nuestras familias, esposas, hijos, hermanos, compañeros…